La rotación de personal y los jefes…

La rotación de personal jamás  será una buena práctica para una empresa debido a que hay que gastar recursos para atraer nuevos talentos y por otro lado, el trabajador que nos deja se lleva el know-how de la compañía, que puede ser muy importante para las gestiones de la empresa.

Asimismo, se debe tener  en cuenta que cuando se contrata a un nuevo colaborador  hay que esperar a que se adapte a la nueva organización y a que conozca bien su puesto para ver los resultados de su trabajo.

Los índices de rotación en las compañías en su gran mayoría de veces se da por  malentendidos, debido a las diferencias generacionales. Aún existen líderes  que están acostumbrados a una metodología de trabajo “a la antigua” en la que no se les da flexibilidad,  oportunidades de crecimiento a los trabajadores y buen trato lo que conlleva a que éstos en la primera oportunidad terminen cambiando  y renunciando al trabajo.

Es importante que las organizaciones  promuevan evaluaciones del desempeño de los jefes por parte de sus subordinados,  que en ocasiones se pueden hacer a través de encuestas anónimas.  En algunos casos se vuelve  importante tener un buzón de reclamos.

Estas acciones nos podrían permitir descubrir a esos mandos medios que hostigan a sus subalternos o que tienen mal entendida la palabra liderazgo.

Las personas que entienden mal la palabra liderazgo buscan quedar bien ante sus superiores y no les importa maltratar a sus subordinados, esclavizarlos, hacerles trabajar horas extras. Existen también aquellos jefes que cuando detectan un talento tratan de aburrirlo y socavar sus iniciativas con el fin de que no les quite protagonismo.

En dichas evaluaciones es importante que los trabajadores señalen que tan contentos se encuentran  con su jefe y  generar espacios de retroalimentación y Feedback entre Jefe y Subalterno que permita mejorar día a día el clima laboral en el que trabajan.   Hay que recordar  que los malos jefes son los que cuentan con más cartas de renuncia en su escritorio.

Lucila Osorio Correa de Enlazate Consultores

Deja un comentario